Rita Bosaho será la primera congresista negra de la historia de la democracia española. Se trata de un titular llamativo, sin duda; lo que debería ser llamativo es su currículum y su bagaje, y para nosotros, que haya pasado algunos años de su vida en nuestra Torrevieja. Nacida en 1965, esta guineana de origen creció en la provincia de Alicante, y también vivió en Torrevieja. Cursó estudios sanitarios, y además es licenciada en Historia por la Universidad de Alicante. Actualmente cursa un doctorado sobre el impacto del colonialismo en África, centrado en Guinea Bissau y Guinea Ecuatorial. Estudió en el Instituto de F.P en 1989 y guarda gratos recuerdos de la tierra salinera.

EnjoyTorrevieja: Las autoridades locales, en Torrevieja, no dan abasto para cubrir todas las demandas que requiere la población inmigrante, tampoco las asociaciones pueden dar abasto por la falta de financiación. ¿Qué puede hacer Podemos por la comunidad inmigrante dado el contexto que existe?

Nosotros tenemos una propuesta sobre inmigración en nuestro programa. Desde luego no haremos lo mismo que está haciendo el PP, porque se está gastando muchísimo dinero en poner vallas para impedir que venga la gente. Lo que nosotros intentaremos dentro del marco político será colaborar con los países origen de la inmigración en materia de paz, de seguridad, de derechos humanos. Esto sería lo fundamental de la política migratoria.

ET: ¿Y respecto a las comunidades que ya están en nuestro país, que ya han emigrado, qué propondría usted como Congresista?

Debemos tratar a las comunidades que están aquí dentro del marco de los derechos humanos, garantizando sus derechos y su dignidad. No hay otra manera de que la gente se sienta acogida en un espacio en el que tenemos que colaborar todos por avanzar por nuestra sociedad, y por intentar que salgan adelante los proyectos sociales. No hay otra alternativa que no sea tratar a las personas como personas. No importa de qué comunidad sean.

ET: Hablando de la comunidad senegalesa de Torrevieja, y de algunos problemas como los incidentes con los manteros de hace algunos años, ¿qué se puede hacer por esas comunidades que dicen: “Nosotros o vendemos o tenemos qué robar”?

El colectivo de manteros está trabajando fuera de la ley; si tú haces propuestas de leyes que acojan a todo el mundo, a la gente de esta comunidad; ellos dejarían de trabajar por fuera de la ley. Y por eso, todo debe hacerse desde el derecho, de los derechos de la personas, de sus derechos humanos.

ET: A nivel de voto inmigrante, de la gente que no tiene derecho a votar, aunque tenga una tarjeta de residencia, ¿qué postura tiene Podemos respecto a este tema?

Nosotros hemos enfocado el tema del voto sobre todo hacia las personas que se van fuera de España. Respecto a las personas que han venido aquí, y que ahora mismo tienen muchas trabas para votar, intentaremos posibilitar su voto, como el de cualquier otra persona que vive y paga sus impuestos aquí. Por nuestra parte, se nos ha ido muchísima gente que no encuentra trabajo. Lo que no es razonable es que no puedan votar desde sus países de acogida por otra serie de trabas burocráticas.

ET: Pero, ¿respecto a los inmigrantes con un permiso de residencia para vivir en España?

Los inmigrantes no pueden votar en España actualmente, sólo en las municipales, entonces sería una cuestión de política que tendríamos que ver en su momento. Es importante que las personas vivan de manera legal y que haya igualdad. Pero es un asunto de política más elevado que cabría discutir con todas las fuerzas.

ET: ¿Qué opinión tienes de los exámenes que tienen que aprobar los inmigrantes residentes para conseguir la nacionalidad española?

Me parece nefasto. Esos exámenes hacen preguntas que ni los ministros, en algunas ocasiones, sabrían responder. No tiene ningún sentido. No se mide la capacidad de integración de una persona por saber hacer mejor una paella, o saber demostrar mejor una identidad más o menos española.

Alcoy esperaba a Rita Bosaho aquella tarde, y por delante, quedaba una semana frenética de campaña y carretera. El sol caía bajo los gritos de “Sí se puede”, proferidos desde un altavoz portátil en la Plaza de la Constitución, un grupo de personas esperaba a que esta entrevista concluyera para que la campaña continuara, más allá de la N-332. Podemos es segunda fuerza política en Torrevieja, desbancando a todos los partidos de la oposición, y con el apoyo inexcusable de José Manuel Dolón, y su grupo político, Los Verdes de Torrevieja.

Jorge Salazar

No hay comentarios

Dejar respuesta